jueves, 25 de noviembre de 2010

25-N: CONTRA LA VIOLENCIA DE GÉNERO.


Día sí, día también, el golpe de la violencia de género vuelve a buscarnos desde las portadas de los noticiarios en los medios de comunicación. No podemos decir que la violencia de género no sea noticia. No podemos decir que, los medios de comunicación, las fuerzas políticas, las organizaciones sociales, no dejen clara la intención de tolerancia cero frente a la violencia.

En estos días, las mamparas publicitarias dan cuenta de la campaña en la que muchas caras conocidas sacan tarjeta roja al maltratador. Y sin embargo la violencia de género, no sólo no cesa, sino que aumenta.

A la altura de 2010 en la que nos encontramos, 65 mujeres han muerto asesinadas a causa de la violencia de género. Son 11 mujeres más que en todo el año 2009. Más del 40 por ciento de esas víctimas tiene menos de 35 años. A lo largo de los últimos diez años son 69 los niños y niñas muertos a manos de sus padres en ese criminal intento de extender, ahondar, el dolor de las madres, culminar el insensato deseo de venganza, buscar el daño, el miedo, al servicio del sometimiento y el chantaje ante el temor al maltrato de los hijos e hijas.

Hay un dato preocupante. Ocho de cada diez mujeres asesinadas no habían presentado denuncia contra su pareja o expareja. Eso debe hacernos pensar que los 69.758 casos de violencia de género conocidos en lo que va de año, son sólo la punta del iceberg, la parte visible, de un problema mucho más extendido. Un problema con un componente económico ineludible. La mayoría de los casos de violencia de género es de mujeres dependientes económicamente del maltratador. La independencia económica de la mujer es un elemento esencial para liberarse de esta lacra.

En Madrid el número de mujeres muertas a causa de la violencia de género en lo que va de año ya es igual a los asesinatos que se produjeron en todo el año 2009.

No erradicaremos la violencia de género si no promovemos la igualdad de oportunidades entre mujeres y hombres. De hecho los violentos, asesinos y maltratadotes sustentan sus actos en la posesión, la dominación de la mujer a la que agreden.

No vale el discurso políticamente correcto. No vale el lenguaje cuidado. Las políticas son la expresión, en forma de recursos, de la voluntad que expresan los programas electorales y aquí Madrid patina siempre. Mucha palabrería, hasta chabacana y soez en muchos casos y pocos recursos económicos para actuaciones políticas.

Lo volvemos a ver en los Presupuestos de la Comunidad de Madrid para 2011. Los gastos en “Promoción e Igualdad de la Mujer” caen de 36,8 millones de euros a 30,8 millones de euros. Mientras que el programa de Acciones Contra la Violencia de Género cae de 15,9 millones de euros a 13,85 millones. Es decir menos recursos para igualdad y menos para combatir la violencia de género. En una Comunidad en la que la violencia de género no disminuye y en la que se producen, como ejemplo, el 25 por ciento de las llamadas de toda España al teléfono de ayuda 016 y con un peso del 16 por ciento en el total de casos de violencia de género en el Estado.

En la atención a las mujeres maltratadas, trabajan muchas organizaciones sociales, sin ánimo de lucro, que verán de nuevo recortadas sus ayudas y subvenciones. Las entidades subvencionadas han pasado de 140 a sólo 25. Está claro que no es ésta una prioridad del gobierno Aguirre, porque no se mueven grandes recursos, ni hay gran negocio privado en atender a las mujeres maltratadas.

Si a estos datos le añadimos la supresión del Consejo de la Mujer y la eliminación del Consejo Asesor del Observatorio sobre la Violencia de Género, podemos hacernos una idea de los tremendos problemas a los que se conduce a la mujer maltratada en Madrid.

CCOO nos concentraremos una vez más ante el Museo del Prado a medio día del 25 de Noviembre. Seguiremos día a día luchando por la igualdad, contra el acoso sexual y la violencia de género en las empresas y en la sociedad.

El día 18 de Diciembre la igualdad y el rechazo a la violencia contra las mujeres será un componente esencial de las manifestaciones que recorrerán toda España, porque precisamente ahora, con la crisis de caballo que vivimos, no podemos debilitar ni la igualdad, ni la seguridad de la mujer.

1 comentario:

  1. Querida Mariposa
    Me he dicho,aunque no este en su casa,seguro que no falta hoy¡¡¡¡Gracias por acordarte de esas pobres mujeres, que sufren,la mayoria en silencio...y gracias por denunciar,que precisamente una comunidad como la de Madrid,que deberia ser paradigma de las demas,no recoerte gastos ,,para Olimpiadas que no llegaron...y recorte en este capitulo¡¡¡

    ResponderEliminar